Ir al contenido principal

¿Por qué acepté?

¿Por qué acepté?

Por: José Félix Lafaurie Rivera, @jflafaurie

Apenas horas antes de su intervención ante el Congreso Nacional de Ganaderos, me enteré de que, en ella, el presidente Petro me solicitaría hacer parte de la delegación del Gobierno en las negociaciones con el ELN en Caracas. ¿Por qué acepté?

Inicialmente, respondo con otra pregunta: ¿Cómo negarme? Acababa de firmar un acuerdo con el Gobierno para la compra de tierras, como parte de su promesa de cumplir con la Reforma Rural Integral pactada con las Farc; y adicionalmente, habíamos ratificado nuestras coincidencias sobre las posibilidades de Colombia como potencia agroalimentaria y sobre la necesidad de recuperar el campo como condición para la paz; ¿Cómo negarme entonces a participar en unas negociaciones “de paz”?

De incoherente me tildarán quienes se preguntan, sin mayor análisis, por qué con Santos no y con Petro sí. Primero, porque Santos nos traicionó a sus electores, pues ofreció una cosa e hizo otra. Segundo, por mi oposición a que se negociara la reforma del campo con quienes lo habían destruido, y a espaldas de la población rural y del sector agropecuario. Y tercero, porque las negociaciones con las Farc buscaban -y lo lograron- transformar el Estado para garantizar impunidad y justificar políticamente sus crímenes.

Petro, por el contrario, ofreció negociar con el ELN. No sabemos aún qué quiere, pero nunca superará las exigencias de las Farc y, dentro de lo que alcancé a percibir en el primer encuentro, sus propuestas van más en la dirección de lograr una mayor participación de la sociedad en la construcción de una mejor democracia, que impliquen transformaciones institucionales, pero no para su beneficio, sino para buscar la paz sin olvidar a las víctimas. En suma, son más “idealistas”, si se quiere, sin que ello, por supuesto, justifique su violencia.

También puede parecer incoherente que el esposo de María Fernanda Cabal, una figura de la oposición al Gobierno, pero además miembro reconocido del Centro Democrático y presidente de un gremio percibido como “de derecha”, haga parte de una negociación con el ELN. Jorge Visbal, también reconocido por su posición de derecha y también presidente de Fedegán, participó durante el gobierno Samper en negociaciones con los mismos elenos de hoy, en Maguncia, Alemania (1998).

Pero más allá de esas acusaciones, predecibles, por demás, yo me debo a Fedegán y al gremio ganadero. Durante su Congreso Nacional, cerca de 2.000 ganaderos aplaudieron la invitación audaz del presidente, y luego, en la sesión estatutaria, los delegados con derecho a voto, que constituyen la máxima asamblea de Fedegán, aprobaron mi participación por unanimidad.

Más allá de esas acusaciones, me debo al país y atenderé también el consejo del expresidente Uribe, de que “es mejor estar que no estar”, pero estar asertivamente, por eso importa aclarar, no tanto en qué condición voy a Caracas, sino con qué actitud, con qué equipaje. Con el de siempre es la respuesta. Todo lo que pienso, lo escribo y lo hago público semanalmente desde hace más de treinta años. Ni como persona ni como dirigente gremial, como le reiteré al presidente Petro, he cambiado mis principios…, y no los cambiaré en la mesa de negociaciones.

Es más, creo que al Gobierno le sirve esa voz, no disonante, sino que marque diferencias y contrastes, ni unanimista ni contradictora por que sí, que no es mi talante. Llegaré a plantear posiciones con independencia y respeto, y a llenar la mesa de propuestas para un mejor país, a partir de la recuperación del campo, porque si al campo le va bien…, a Colombia le irá mejor, algo que el país no ha querido entender y, por eso…, estamos como estamos.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Aerocafé tiene todo listo para que las obras continúen de manera inmediata

Todo está listo para reanudar las obras del Aeropuerto del Café mediante una nueva licitación pública. Los estudios y diseños fase tres, la garantía de los recursos y la necesidad de conectividad aérea que tiene la región son clave para sustentar por qué el proyecto debe ejecutarse de inmediato. Así las cosas, Caldas tiene la palabra para decir sí al proyecto. La esperanza está puesta en que la comunidad y el Gobierno Nacional apoyen el aeropuerto en los Diálogos Regionales Vinculantes, que se realizarán este miércoles 16 de noviembre en el Coliseo de la Universidad de Caldas. La gerente de Aerocafé, Amparo Sánchez, argumentó que no se debe esperar más para continuar con el aeropuerto, pues se tiene un proyecto totalmente estructurado, que cuenta con estudios y diseños en fase tres, licencias ambientales y los recursos para abrir una licitación 2 de manera inmediata.

El presupuesto de Manizales para el 2023 será de $965 mil 402 millones, tras aprobación en el Concejo

 El presupuesto general de gastos y rentas para el 2023 fue aprobado en el segundo debate en plenaria del Proyecto de Acuerdo 086. La mayor parte de este recurso se destinará en educación, salud, deporte e infraestructura. La capital de Caldas contará en el 2023 con un presupuesto general de gastos y rentas de $ 965 mil 402 millones 198 mil, cifra que representa un incremento de $87 mil 359 millones frente al presupuesto de la presente vigencia, que es de $878 mil millones. Líderes de todas las carteras de la Administración Municipal y gerentes de establecimientos públicos descentralizados, participaron en el segundo debate en plenaria del Concejo de Manizales, donde fue aprobado el presupuesto, a través del Proyecto de Acuerdo 086.

Alcaldía de Manizales y Comité de Cafeteros realizaron la premiación del 3° Concurso de Cafés Tostados Origen Manizales

 Este concurso se realiza como parte del convenio de productividad cafetera más grande del país. La Alcaldía de Manizales, a través de la Secretaría de Agricultura y el Comité de Cafeteros de Caldas, realizaron la premiación del 3° Concurso Cafés Tostados Origen Manizales ‘El Reto de los Colonizadores’, que buscó visibilizar los cafés de alta calidad de la capital caldense y premiar los esfuerzos de los caficultores por darle valor agregado al grano. Estas actividades se desarrollaron gracias al convenio firmado con la Administración Municipal por un valor de $ 1.360 millones, de los cuales $800 millones son aportados por la Alcaldía y $560 millones son recursos del Fondo Nacional del Café y de inversión social.